Responder
¿Quieres unirte?

Inicia sesión para continuar

  • 44

    Nuevos mensajes en la última hora

  • Consigue una respuesta en minutos

  • 92%

    92% porcentaje de mensajes respondidos

Accepted Solution

View Original
28 ago 2009
Por Pyros_2

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso

El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

40 Respuestas 1.689 Visitas Creado 28-08-2009
28 ago 2009
Por Pyros_2
Hola fans del Resistance!!A ver, os cuento. A mi me gusta mucho escribir y el resistance, y la gente me suele decir que escribo bien. Así que me he animado y estoy escribiendo una historia sobre varios supervivientes españoles y lo que hacen y eso. Me he tomado algunas libertades pero intentaré ser lo más fiel posible al resistance. Espero que os guste.Os cuento como lo he pensado hacer: -Por motivos que sería muy largo explicar, sólo puedo escribir martes y jueves, así que no iré muy rápido -Las partes en las que dividiré la historia son cortas para poder poner algo nuevo varios días, es mejor que hacer una larga y no poner nada en una semana. -Cuando comience el curso, SOLO actualizaré los fines de semana, lo siento por la espera, pero es lo que hay... -En este hilo pondré los capítulos de la historia. Como sería un follón para encontrarlos luego, aquí solo escribiré yo, no comentéis.-Los comentarios ponedlos aqui: http://community.eu.playstation.com/playstationeu/board/message?board.id=395&thread.id=12918
0 Kudos
Respuesta
ETIQUETAS:
Revisa nuestra Netiqueta antes de publicar
Publicar respuesta Actualizar respuesta Cancelar

Accepted Solution

View Original
Award Winner
14
/16

Wiraj

  • Award Winner
  • Desconectado
93%
14 Nivel
Progreso
Wiraj
Solución aceptada

Morvader ha escrito:

Wiraj ha escrito:

Hola Pyros!

 

Yo ya te digo que toda no me la he podido leer , solo el principio que pusistes porque siempre tengo muchas cosas que hacer por aqui el Foro y no tengo casi tiempo para ello vale?

Pero no te preocupes que esto de leer es question de tiempo , tu sigue que veo que te gusta esto de escribir y creo que nos puede gustar tio! :)

 

Gracias por el esfuerzo! ;)


Hola Wiri, esto no va aqui. Pyros ha creado otro tema paralelo donde van comentarios, sugerencias... me imagino con el fin de que en este tema aparezca solo la historia y toda del tiron sin post entremedias. Pongo enlace:

 

http://community.eu.playstation.com/playstationeu/board/message?board.id=395&thread.id=12918

 

Iba a postear alli pero viendo esto aprovecho y pongo el enlace. Pyros la historia te esta quedando bastante bien, ya estoy esperando nuevas entregas, animo. :)


De acuerdo!

 

Acuerdate que sólo me quedan 24 horas para hacer tu Foto del Concurso de los Jueves , porfavor cuanto antes Morvader que tengo mucho lío por aqui!!!

0 Kudos

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Accepted Solution

View Original
07
/16

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso
Pyros_2
Solución aceptada
 9 de Diciembre de 194901:48El silencio era absoluto cuando salimos la calle. Un viento helado nos recibió y decidimos que sería mejor bordear el canal hasta llegar a la otra orilla. Meternos a esas horas en el agua en pleno diciembre sería un suicidio. Aunque era bastante probable que salir a la calle también lo fuese.Avanzamos en completo silencio por la orilla hasta que al fin llegamos a las primeras casas del barrio, de la ciudad. Nada se movía. Algunas farolas se habían encendido, pero era principalmente la luna, casi llena, la que nos iluminaba. Gracias a su luz no tropezamos con ningún cuerpo. Porque el suelo estaba lleno de cuerpos inmóviles.En un primer momento pensamos que estaban muertos, pero al examinarlos de cerca vemos que respiraban, aunque muy lentamente. Tratamos de despertar a algunos, pero es inútil.-¿Qué crees que les ha pasado? -pregunto en un susurro.-No lo sé... Es como si estuvieran dormidos... ¡Mira!Veo que estaba mirando algo en le suelo y me acerco a observar yo también.
0 Kudos

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Accepted Solution

View Original
07
/16

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso
Pyros_2
Solución aceptada
Lo que veo es un pequeño montoncito de unos bichos negros que yacían aplastados, como si alguien los hubiera pisoteado. Mirando atentamente, veo que en realidad había montones de esos bichos por el suelo. En realidad son bastante similares a una cucaracha, pienso horrorizado al darme cuenta de que era eso lo que habíamos oído desde nuestro escondite.-¿Crees que han sido estos bichos los que han dejado a todo el mundo dormido?-Seguramente... Aunque no sé cómo lo habrán hecho... No les veo heridas, ni mordiscos ni arañazos.-Isma, ¿y si son estos bichos los que infectan a la gente? ¿Y si de pronto empiezan a convertirse en alienígenas?Veo que palidece de golpe, aterrorizado. A lo lejos oímos un golpe, como el de un cubo de basura al caer. Los dos damos un salto, sobresaltados.-Tenemos que salir de aquí. Rápido.-Vamos a mi casa. Tengo de asegurarme de que mi madre no... no necesita ayuda y además me muero de hambre. Allí podemos comer algo y decidir a dónde vamos después.
0 Kudos

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Accepted Solution

View Original
07
/16

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso
Pyros_2
Solución aceptada
Nos dirigimos hacia el centro, al otro lado del río que partía en dos la ciudad, con la sensación de que nos observaban. Huele a humo y a lo lejos las nubes reflejan el resplandor anaranjado del fuego.Por el camino nos encontramos con más sorpresas. En medio de una plaza ajardinada, una especie de monolito de hierro salía de la tierra. Está clavado en medio de un cráter y al acercarnos vemos que alrededor del monolito estaba agujereado, como si una plaga de topillos hubieran cavado sus madrigueras allí. Entonces las piezas encajaron.-Oh, Dios, han venido aquí metidos. Estos... proyectiles, cayeron del cielo y de ellos salieron los bichos. Estoy seguro.Isma asiente y pensamos que en la plaza hay más cuerpos que en otros sitios, aunque quizás era nuestra imaginación.Cruzamos el Puente Mayor, construido por los romanos. Las barandillas estaban rotas en varios puntos y había marcas de neumáticos por todos lados.
0 Kudos

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Accepted Solution

View Original
07
/16

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso
Pyros_2
Solución aceptada
Desde allí vemos otro de esos proyectiles clavado en la fachada de una casa, que se había venido abajo en su mayor parte.Caminamos como fantasmas hacia mi casa, pero de pronto una voz a nuestras espaldas casi nos mata del susto.-¡Eh, chavales! ¿Estáis bien?Nos damos rápidamente la vuelta y vemos asombrados que un grupo de gente se dirige hacia nosotros.
0 Kudos

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Accepted Solution

View Original
07
/16

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso
Pyros_2
Solución aceptada
9 de Diciembre de 1949 02:07 Son cinco. El que nos ha hablado es un hombre joven, y nos damos cuenta de que es soldado por las ropas, el casco, y porque lleva un arma en sus manos, apuntando el frente.A su lado camina otro hombre algo mayor. Lleva una escopeta de caza y no nos quita el ojo de encima. Detrás suyo otro hombre ayuda a una mujer embarazada. Cierra el grupo otra chica, que será algo mayor que Isma. Tiene una camisa anudada a la cabeza y la cara llena de sangre. Supongo que algo la habrá golpeado. -¿Os encontráis bien? ¿Estáis heridos? -vuelve a preguntar el soldado. -No -responde Isma. Le tiembla un poco la voz-. ¿Hay supervivientes? -Estás hablando con ellos, chico -dice el hombre de la escopeta. -Me llamo Roberto, pero llamadme Rober. Habíamos salido en busca de supervivientes y de momento hemos encontrado a estos tres que veis, además de vosotros. Pero hay más gente en el mercado del Val. ¿No habéis visto a nadie más? No -repite Isma-. ¿Hay más gente en el mercado?
0 Kudos

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Accepted Solution

View Original
07
/16

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso
Pyros_2
Solución aceptada
-Sí, cerca de una veintena. Resultó ser un buen refugio. Ahora nos dirigíamos allí. María debe descansar -añade señalando a la mujer embarazada, que está muy pálida -. Vamos, hay que moverse. No es seguro quedarse a hablar aquí.El grupo echa a andar y les seguimos por inercia y sentido común ,aunque me gustaría ir a casa. Pero en el fondo sé perfectamente lo que iba a encontrar. Aunque si ellos han sobrevivido...-¿Alguno de vosotros sabe disparar? -nos pregunta Rober.-Bueno, mi padre a veces nos llevaba al campo a tirar contra unas latas -dice Isma-. Era soldado. Sabemos cómo se dispara, pero no tenemos buena puntería. -Bueno, menos es nada.Se desabrocha una cinta de cuero que lleva al hombro, de la que cuelga la funda de una pistola. Isma la toma con cuidado y se la cuelga él mismo. Yo le miro con una mezcla de respeto y envidia. No me importaría llevar un arma a mano, pero sé que sería un peligro andante. -No dispares a menos que tengas un blanco fácil. No nos sobran las municione precisamente.
0 Kudos

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Accepted Solution

View Original
07
/16

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso
Pyros_2
Solución aceptada
-Bueno, tampoco hay mucho a que disparar, ¿no? -digo yo.-Todavía. Pero lo habrá, tenlo por seguro.Se me ocurre que al ser soldado puede estar más informado que nosotros sobre qué está pasando. Se lo digo.-Nos habían informado de que Francia no aguantaría mucho y que podían atacar en cualquier momento, pero no sabíamos que lo harían así. La mitad del ejército está en los Pirineos. Los que nos hemos quedado, la mayoría estaban en las bases. La más cercana es la de Villanubla, a quince kilómetros. Mi unidad estaba destinada aquí para ayudar a preparar las defensas de la ciudad en caso de que la frontera cayese. Ya sabéis, acondicionar los refugios, preparar trincheras y todo eso. Se supone que hoy íbamos a instalar torretas antiaéreas...-¿Tu unidad está en el mercado?-No, solo tres compañeros. El resto no responden por radio, pero estaban en la calle cuando todo ocurrió. Nosotros pudimos cerrar las puertas a tiempo.
0 Kudos

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Accepted Solution

View Original
07
/16

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso
Pyros_2
Solución aceptada
Pero un bicho de esos se coló y... y se le metió por la boca a un hombre. Ahora está en coma... como toda esta gente.Seguimos andando en silencio hasta que al fin llegamos al mercado cubierto, ubicado en la plaza del Val. Rober se acerca a la puerta y golpea tres veces con la mano cerrada. En seguida otro soldado la abre desde dentro y sus ojos se iluminan al ver a cinco caras nuevas (el hombre de la escopeta había salido con Rober en busca de gente).Entramos y rápidamente cierra la puerta.
0 Kudos

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Accepted Solution

View Original
07
/16

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso
Pyros_2
Solución aceptada
  9 de Diciembre de 1949 02:23 Enseguida nos damos cuenta de que los cuatro solados han tomado el control. Lo primero que hacen es darnos algo de comer. Como es un mercado, abunda la comida, pero según Rober nos sólo nos durará una semana. Además gran parte de ella se estropeará rápidamente.La mayoría de la gente que está en el mercado son los tenderos de la tienda. Nos dicen que cuando sonaron las alarmas la mayoría de los clientes salieron corriendo hacia su casa, y que también muchos trabajadores del mercado se fueron, recomendándoles a ellos que hicieran lo mismo. Me estremezco al pensar que ahora sus cuerpos estarán tirados en la calle, con un montón de bichos recorriéndoles las entrañas.También está un pareja de ancianos que duermen en un rincón del mercado, abrazados. Varios hombres y mujeres jóvenes están ayudando a los soldados a fortificar el mercado. Apilan sacos de estiércol y abono tras las ventanas y las puertas, dejando sólo dos para poder huir o salir.
0 Kudos

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Accepted Solution

View Original
07
/16

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso
Pyros_2
Solución aceptada
Los tenderos se dedican básicamente a ordenar la comida y dividirla en raciones.Por último hay un médico, que está en el almacén examinando el cuerpo en coma del hombre al que se le metió el bicho. Cuando llegamos atiende enseguida a la mujer embarazada y a la chica de la herida en la cabeza.Uno de los soldados no se separa de un radio, buscando constantemente a través de las frecuencias la más mínima señal.Una vez hemos saciado nuestro hambre y nuestra sed, nos acercamos a Rober.-¿Hay algún tipo de plan? -pregunto.-Bueno, hemos decidido que de momento lo mejor es quedarse aquí a esperar a ver si alguien viene a buscarnos. Hemos mandado mensajes de socorro por radio y, aunque no contestan, es imposible que seamos los únicos supervivientes del país. Es muy probable que en los próximos dais oigamos el sonido de un avión o de un helicóptero.-Pero, ¿y si no vienen? ¿Y si dan por sentado que nadie ha sobrevivido?
0 Kudos

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Accepted Solution

View Original
07
/16

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso
Pyros_2
Solución aceptada
¿O si están defendiendo en otro lugar y no tienen tiempo para rescatar a veinte supervivientes encerrados en un mercado? ¿Qué haremos entonces?-Bueno, tenemos comida para algo menos de una semana. Lo mejor que podemos hacer es esperar aquí, y mientras no haya peligro, saldremos a buscar supervivientes, armas, agua, ropa, comida... Hay muchas cosas que hacer, y este lugar ha demostrado ser seguro. De momento esperaremos una semana. Si nada pasa hasta entonces, tendremos que pensar en salir de la ciudad. Pero de momento, es mejor quedarse aquí.Nos alejamos derrotados pero poco convencidos.-No lo entiendo -dice Isma-. Mi padre nos habló en sus cartas de un ejército de esas Quimeras, como él las llamaba. No creo que se refiera sólo a esos bichos. Además, algo ha tenido que disparar esos proyectiles. ¿No se dan cuenta de que podría venir algo peor que esto? Lo mejor que podíamos hacer es ir a Villanubla y esperar que haya alguien allí. Tendrán tanques, coches, aviones. Podrían llevanos a un lugar seguro.
0 Kudos

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Accepted Solution

View Original
07
/16

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso
Pyros_2
Solución aceptada
Podrían llevanos a un lugar seguro.-Bueno por el momento no podemos hacer nada. Aquí hay comida, hace calor y hay gente. Yo estoy muerto de sueño. Creo que deberíamos dormir un poco. Si algo pasa nos despertarán. Y es posible que a partir de ahora sean escasos los momentos en que podamos dormir tranquilamente.-Supongo que tienes razón...Nos tumbamos junto a la pared y nos tapamos con los abrigos, bien a la vista para que todos sepan dónde estamos. Cerramos los ojos y pronto nos sumimos en un sueño inquieto.

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Accepted Solution

View Original
07
/16

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso
Pyros_2
Solución aceptada

9 de Diciembre de 1949

 

12:13

 

Noto que algo me zarandea, pero intento aferrarme a mi tranquilo sueño. Oigo gritos lejanos, pero no me importan mucho. Ahora mismo lo único que quiero es dormir...

Al final Isma me despierta de golpe de una bofetada. ME despierto sobresaltado y miro a mi alrededor confuso.

Seguimos en el mercado. Isma está a mi lado y por su cara noto que algo no va bien.

-¿Qué pasa? –le pregunto.

-Rápido tienes que venir. Algo nuevo está pasando?

Me lleva hasta la parte trasera del mercado, donde me encuentro con el resto de supervivientes mirando por una pequeña ventana hacia el cielo. Me asomo y el corazón se me paraliza por un momento, para desbocarse un segundo después.

-¿Qué es eso?

Nadie contestó, porque nadie lo sabía. Sencillamente era demasiado... alienígena para describirlo.

EL cielo estaba cubierto por una especie de calamares gigantes que flotaban dirigiéndose hacia el norte en lenta procesión. Cada uno de ellos tenía al menos una docena de largos tentáculos y, ante nuestra asombrada mirada, se estaban llevando a todos y cada uno de los cuerpos inconscientes que había en la calle.

Venían desde el norte, recogían los cuerpos con los tentáculos y volvían por donde habían venido en un silencio sobrenatural.

-¿A dónde se los llevan? –pregunta alguien.

Para mi asombro, es Isma el que contesta.

-Mi padre nos advirtió que infestaban a la gente. Seguramente se los llevan a algún lugar para transformarlos ahora que están inconscientes.

-Pero hay algo que no entiendo. No se pueden llevar a todos... ¿Qué pasa con los que están dentro de sus casas? No pueden cogerlos.

-Tal vez... Ellos se transformen solos, de otra manera. O tal vez mueran si no los recogen. Sea como sea, pronto lo sabremos, seguro.

Al final nos vamos cansando de mirar. Volvemos al mercado y tratamos de entreteneros con algo, lo que sea. Yo ayudo a Rober a apilar cosas delante de las puertas para atrancarlas.

Si los calamares voladores saben que estamos aquí, no nos hacen caso. O tal vez lo sepan, y nos dejen a propósito. Para alimentar a los que se quedan.

Pasamos el día rodeados de oscuros pensamientos. Fuera, los cuerpos van desapareciendo silenciosamente.

Al anochecer, ya no queda nadie tirado en la calle.

Valladolid se ha convertido en una ciudad fantasma en algo más de veinticuatro horas.

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Accepted Solution

View Original
07
/16

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso
Pyros_2
Solución aceptada

10 de Diciembre de 1949

09:38

 

Rober nos ha reunido esta mañana a todos en el centro del mercado para debatir qué es lo que debemos a hacer a continuación.

Por la noche los calamares flotantes retiraron los últimos cuerpos que quedaban y ahora nada se mueve en el exterior. El frío nos atenaza y esta noche tuvimos que encender una fogata por miedo a morir congelados, pese al riesgo de que algo pudiera varlo desde fuera.

-Bueno, de momento creo que lo mejor que podemos hacer es quedarnos a esperar a que alguien venga a buscarnos –dice Rober.

-Pero, ¿Cómo va a saber alguien que estamos aquí? –pregunta un hombre.

-Ya hemos pensado en eso y se nos ha ocurrido que podríamos subir al tejado y pintar una señal de socorro. Si alguien sobrevuela la ciudad en busca de supervivientes, es muy probable que la vea. EL tejado del mercado es lo suficientemente grande como para que no pase desapercibido.

-Pero, ¿No lo verán esas criaturas voladoras? ¿Y si lo saben leer? ¿Y si se enteran de que estamos aquí y vienen a por nosotros?

-Bueno, supongo que tendremos que asumir el riesgo.

Al final todos estamos de acuerdo en hacer la señal y esperar al menos una semana y ver como se desarrollan los acontecimientos.

-De momento, tenemos varias prioridades básicas: comida, agua, ropa de abrigo y medicinas. Tampoco nos vendrían mal más armas y municiones.

-¿Estás diciendo que salgamos a buscarlo?

-No tenemos otra opción si queremos aguantar aquí. La comida no nos durará más de dos días, nos queda poco agua y por las noches hace cada vez más frío.

-Yo necesito medicinas si vamos a quedarnos aquí –dice el médico-. Las condiciones higiénicas no son muy buenas y si surge una enfermedad nos contagiaría a todos enseguida.

-Bueno, esta es la situación. Está claro que tenemos que salir a buscar todas esas cosas si queremos sobrevivir. Lo mejor será dividirnos en grupos. Somos veintiuno. La pareja de ancianos y la mujer embarazada no saldrán por motivos obvios. El doctor es demasiado valioso como para arriesgarnos a perderle. Y tenemos tres heridos que tampoco pueden ayudar.

-Yo quiero salir –dice la chica que tenía la herida en la cabeza. Hasta ahora no había abierto la boca y todos miramos alrededor por un momento sin saber de quién era la voz-. Ya me encuentro mucho mejor y no soportaría quedarme encerrada mientras vosotros salís.

Rober cruza una mirada con el médico y como éste asiente con la cabeza, Rober le da su consentimiento a la chica para que nos acompañe.

-Muy bien, entonces saldremos quince. Nos dividiremos en tres grupos y cada uno de los soldados iremos en uno de los grupo. Podremos comunicarnos con el resto mediante las radios por si hay problemas.

Todos nos mostramos de acuerdo en eso. Sin duda nos sentiremos mejor si hay alguien que sabe disparar cerca.

-El primer grupo se encargará de traer toda la comida que pueda. A ser posible alimentos perecederos. El segundo grupo buscará agua y ropa, mantas y demás. Y el último traerá medicinas y armas. Aparte de eso, si encontráis cualquier cosa que pueda resultar útil, como prismáticos, bengalas o linternas, cogedlas también.

Nos lleva un rato dividirnos en grupos, de forma que estén lo mejor repartidos posible. Al final Isma y yo quedamos en el tercer grupo, junto con Rober, la chica de la herida en la cabeza y el hombre de la escopeta que nos encontró hace ya casi dos días.

-¿Cuándo saldremos? –pregunta una mujer joven.

-Creo que lo primero es marcar el techo. Nuestra prioridad es hacer saber a alguien que estamos vivos. Así que hoy subiremos al tejado y haremos la señal. Por lo tanto, lo mejor será esperar hasta mañana para salir.

Todos estamos conformes, así que el rato nos dispersamos para preparar la tarea de marcar el techo con pintura de forma que desde el aire sepan que aún hay vida en esta ciudad.

Aunque nadie sabe por cuento tiempo...

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Accepted Solution

View Original
07
/16

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso
Pyros_2
Solución aceptada
 

10 de Diciembre

18:36

 

Hemos estado todo el día ocupados pintando el tejado para que nos vean desde el aire, si es que alguien vuelve a volar algún día...

Mientras estábamos en el tejado (hay una escalerilla que sube hasta él), no vimos ningún rastro de vida por ningún sitio, ni humano ni quimera. El único sonido que nos acompañó fue el canto de los pájaros, ahora dueños de la ciudad.

Sin embargo todos estamos convencidos de que hay algo en Valladolid, de que algún extraño tipo de criaturas pueden estar acechando en cualquier esquina. Por eso no nos separamos de las pocas armas que tenemos y cuando por fin entramos de nuevo al mercado, todos respiramos aliviados.

Ahora estamos todos descansando tranquilamente en silencio, cuando vemos que el doctor, que se llama Mateo, se nos acerca con expresión preocupada.

-Creo... Creo que todos deberíais ver algo. He aguantado todo el tiempo posible sin decir nada, pero las cosas ya se han descontrolado. Y todos tenéis derecho a saber qué... qué ha pasado.

Vemos que se retuerce las manos angustiado y gotas de sudor resbalan por su frente.

-Mateo, ¿Qué ha pasado exactamente? -pregunta Rober.

-Se trata del hombre que fue atacado por uno de esos insectos. Ha... ha cambiado.

Instantáneamente todos nos levantamos de un salto y nos dirigimos casi a la carrera a la oficina donde Mateo dejó el cuerpo para examinarle. Lo que encontramos nos deja horrorizados de nuevo.

El hombre (si es que se le puede llamar así) está tumbado sobre la mesa con el torso descubierto. Se le ha caído todo el pelo y cualquier rastro de grasa de su cuerpo ha desaparecido. Su piel se ha vuelto de un tono gris ceniciento y apesta. Las uñas y los dientes se han alargado ligeramente y se han vuelto de color casi negro.

-Y esto no es lo peor -dice Mateo.

Se acerca al cuerpo y le levanta uno de sus párpados. Espantados nos encontramos mirando fijamente a una pupila de color anaranjado. El blanco de los ojos se ha vuelto negro y el centro de la pupila emite destellos dorados. Pero lo peor es que la pupila se mueve como si el hombre estuviese despierto. Lentamente nos mira fijamente a los ojos uno a uno, y por un momento me parece que sus manos se crispan ligeramente, aunque puedo habérmelo imaginado.

-¿Qué... qué demonios le ha pasado?

-No lo sé, pero lo único que se me ocurre es que aquel insecto, de alguna manera le ha provocado el cambio. Creo que tarde o temprano acabará la transformación y puede que entonces se despierte. Hace una hora fue cuando noté que le pupila podía ver.

-¿Qué vamos a hacer con él... con eso? -pregunta una mujer- Quiero decir, ¿y si se despierta y nos ataca?

-Deberíamos matarle -afirma el hombre de la escopeta.

-No, eso no lo podemos hacer -replica Mateo horrorizado ante la idea-. Es un ser humano.

-¡Ya no! Ahora es de todo menos humano. ¿Cómo pretendes que durmamos con esta cosa aquí? ¿Y si se despierta cuando estemos todos dormidos?

-Podemos hacer guardias. Si se despierta y nos ataca, entonces podemos disparar.

-¿Y por qué esperar? ¿Acaso piensas que pueda volver a ser... humano?

-No lo sé, pero quiero hacerle unas pruebas. Si estas criaturas nos están atacando, deberíamos saber todo lo posible sobre ellas para defendernos. Y si le matamos, las pruebas ya no servirán de nada.

-¿Y eso que más da? ¡Probablemente acabemos todos muertos! ¡Y tú serás el responsable!

La cosa se puso violente de repente y los soldados tuvieron que intervenir para separar a los hombres que ya empezaban a pelearse.

-¡Basta! ¡De nada nos sirve pelearnos entre nosotros! Mateo, ¿de verdad son tan importantes esas pruebas? -el doctor asintió-. Bien, te damos un día. Realiza esas pruebas y después tendrás que dejarnos acabar con él. Por nuestra propia seguridad. Y si cambia demasiado antes de mañana también le mataremos. Siempre tendrá que haber alguien despierto y armado en esta habitación, ¿entendido?

Todos nos mostramos de acuerdo, aunque el hombre de la escopeta se marchó gritando que todos íbamos a morir y ya no volvió a abrir la boca en todo el día.

Como advirtió antes, la verdad es que esa noche nos costó bastante conciliar el sueño.

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Accepted Solution

View Original
07
/16

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso
Pyros_2
Solución aceptada

11 de Diciembre

10:36

 

Salimos en silencio, todos armados con las pocas armas que tenemos. Nos quedamos unos minutos junto a la puerta, esperando. Cada se mueve en la calle, el silencio lo envuelve todo.

Una fina llovizna nos empapa enseguida. Al final acabamos por separarnos, cada grupo en una dirección. Nosotros nos vamos hacia el centro. Nuestro objetivo son una farmacia cercana y, un poco más lejos, una comisaría, donde esperamos encontrar más armas y municiones.

Llegamos a la farmacia sin ningún incidente. Recibimos varios mensajes de los demás grupos, que nos dicen que todo va bien. Cuando entramos en la farmacia, nos separamos para buscar antibióticos, vendas y otros productos. De pronto el grito de la chica, María, rompe el silencio. Oímos golpes, como si se hubiera golpeado contra una estantería.

Rápidamente nos dirigimos hacia ella. Rober y el hombre de la escopeta también corren hacia nosotros. La encontramos tirada en el serio, mirando horrorizada algo que está unos metros más allá.

Lo señala con el dedo sin decir nada. Nos acercamos, y nos encontramos con dos criaturas como la del experimento del médico. Solo que estas presentan un color mucho más grisáceo, su respiración es mucho más rápida y de vez en cuando mueven las piernas y los brazos, como si intentaran agarrar algo.

-Dios, parecen mucho más  despiertos que el que está en el mercado –dice Rober.

Se acerca un poco más y una de las criaturas abre por completo los ojos y suelta un gruñido, para volver a su estado normal en menos de un segundo.

Retrocedemos a golpes, agarrando a María y levantándola de un tirón.

-¡Vámonos de aquí! ¡Esos bichos están casi despiertos!

De pronto un algo se mueve a nuestra derecha, cerca de donde se encuentra el hombre de la escopeta. Antes de que nos dé tiempo a reaccionar, un potente disparo resuena en la farmacia.

-¡Maldito asqueroso! –grita el hombre.

Otra criatura como las demás se retuerce en el suelo a un metro del hombre, con al menos seis agujeros sangrantes en el pecho.

-¡Están despiertos! ¡Vámonos!

La criatura agonizante gruñe de nuevo y el hombre se acerca y la dispara a bocajarro en la cabeza. Pero en ese momento otro de esas cosas que no habíamos visto se le tira encima y le muerde en el cuello. El hombre se desploma sin hacer ningún ruido mientras María, Isma y yo gritamos de terror.

Rober le pega dos tiros al bicho, se acerca rápidamente al hombre y al ver que está muerto, coge su escopeta y corre hacia nosotros.

-¡Fuera! ¡Fuera! ¡Volved al mercado! ¡Rápido salid!

Salimos atropelladamente y oímos un mensaje de radio de otro de los grupos. Al otro lado se oyen varios disparos.

-¡Se han despertado! ¡Hay criaturas dentro de los edificios y se han despertado! ¡Sólo quedamos tres! ¡Nos están rodeando!

Al mismo tiempo el otro grupo grita también a través de su radio.

-¡Volved al mercado! ¡Hay bichos gigantes por todas partes! ¡Atrás!

Después solo oímos disparos y gritos, y al final la comunicación se corta.

-¡Al mercado, rápido! ¡La criatura del mercado puede despertar! ¡Tenemos que llegar al mercado!

Echamos a correr de nuevo hacia el mercado. No está lejos, a penas a cinco manzanas, pero el recorrido se hace eterno. Porque ya no hay silencio. Agudos gritos resuenan por toda la ciudad, y de pronto al menos dos docenas de lo que parecen escorpiones gigantes con muchas patas, colas y colmillos empiezan  a bajar de los edificios, hacia nosotros.

-¡Corred! ¡Corred, corred, corred!

Corremos. Corremos como nunca hemos corrido, pero esos bichos son más rápidos. Primero va Rober, después Isma, le sigo yo y detrás mío va María. Apenas hemos recorrido la mitad del trayecto cuando gritos de dolor me informan de que han pillado a María. Pero no miro atrás. No miro atrás porque sé que el siguiente soy yo.

-¡Vamos! ¡Corre!

AL final llegamos enteros a la plaza del mercado. Casi puedo sentir sus colmillos en mis talones. Nos lanzamos contra la puerta y la aporreamos, pero no abren.

Nos damos la vuelta y vemos decenas de esos escorpiones gigantes llegar desde todos los lados. Rober empieza a disparar como un loco, con una pistola en una mano y la escopeta en la otra. Isma y yo seguimos su ejemplo. No hace falta puntería para acertar, pues hay tantos que es imposible no dar a uno.

Pero enseguida se nos acaban las balas.

Justo cuando ya hemos perdido toda esperanza, con esos bichos a menos de tres metros, unos brazos tiran de nosotros y nos arrastran al interior del mercado. La puerta se cierra al instante, y oímos los golpes de las criaturas al estrellarse contra ella.

Ante nosotros están la mujer embarazada, su marido y el Doctor.

Los tres están cubiertos de sangre

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Accepted Solution

View Original
07
/16

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso
Pyros_2
Solución aceptada

11 de Diciembre

11:22

 

Nos levantamos torpemente y miramos asustados a las tres personas que tenemos delante. Tanto el doctor como el hombre están cubiertos de sangre. La mujer embarazada también está un poco salpicada, pero no tanto como ellos dos.

-¿Y el resto? –pregunta el hombre- ¿Dónde están los demás?

-Somos los únicos que lo hemos conseguido –dice Rober.

-¿Qué lo habéis conseguido? ¿Quieres decir que están...? O Dios, ¿pero qué es lo que ha pasado?

-La ciudad está llena de criaturas. Y algunas son como la que esta en la trastienda....

-Estaba –le interrumpe el Doctor-. Ha despertado.

-Esa sangre... ¿es suya? –pregunto.

-Bueno... en parte –dice el hombre.- La pareja de ancianos.... Se les echó encima. No hemos podido hacer nada. Estábamos mirando por la ventana  porque escuchamos chillidos fuera. Cuando esa cosa se despertó estábamos de espaldas. Se lanzó hacia el hombre y le mordió el cuello. Se ha desangrado hace unos minutos. Su mujer intentó quitarle de encima a la criatura, pero también la mordió a ella. Dios.... De un mordisco la dejó casi sin cara. Y les clavaba las garras. Fue...

De pronto se da la vuelta y vomita. La mujer embarazada se acerca para ayudarle.

-Por suerte llevaba encima mi pistola. Le maté, pero demasiado tarde. Si no hubiera tenido la pistola.... Bueno, seguramente estaríamos todos muertos, porque no habríamos podido abriros...

-¿Por qué tardasteis tanto en abrir? –grita Isma- ¡Un segundo más y se nos habrían echado encima!

-Porque esto ha pasado ahora mismo. Cuando llegasteis, aún estaba atendiendo al anciano. Por suerte oímos los disparos y corrimos tan rápido como pudimos, pero este mercado es bastante grande. Lo siento. ¿Los otros dos grupos...? ¿Nadie ha...?

Rober niega con la cabeza y todos guardamos silencio. Fuera se siguen oyendo los chillidos de las criaturas. Me aterroriza pensar qué pasaría si se lanzasen contra un ventana...

De pronto la mujer rompe a llorar histéricamente.

-Oh, todos vamos a morir... ¡Todos vamos a morir!

-Sssh, tranquila. Hemos llegado hasta aquí, podemos aguantar más. –trata de consolarla el hombre.

-¡No! ¿No lo habéis pensado! Esta mañana éramos veintiuno. ¡Una hora después quedamos seis! ¡Los han matado! ¡A todos! ¡Y nosotros vamos a terminar igual!

Al final el llanto la vence esconde la cara en el hombro del hombre. En ese momento me doy cuenta de que ni siquiera sé cómo se llaman, o si realmente son marido y mujer. Me siento incómodo mirando cómo llora en silencio, así que pregunto lo que todos estábamos intentando no preguntar.

-Y ahora, ¿qué? ¿Qué vamos a hacer ahora?

Todos me miran, y en sus miradas veo que todos están igual de asustados como yo. Me pregunto si yo tendré el mismo aspecto que ellos. Llevo tres días sin lavarme. Mi ropa está sucia, manchada de sangre y barro, el pelo aún gotea sudor por mi frente y empiezo a sentir náuseas. Necesito que alguien diga algo. Que alguien me diga que todo va a salir bien. Que van  a venir a por nosotros. Pero nadie lo dice. Todos siguen mirando, asustados, convencidos de que ya estamos perdidos.

Pero por fin Rober habla. AL principio es un susurro, pero su voz cobra fuerza. Y noto como yo también recobro fuerzas al oír lo que dice. Me aterroriza la idea, pero en el fondo todos sabemos que es la única solución.

-Bueno, creo que lo que vamos a hacer está bien claro. Tenemos que salir de la ciudad. La pregunta es cómo lo haremos.

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Accepted Solution

View Original
07
/16

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso
Pyros_2
Solución aceptada

12 de Diciembre de 1949

03:06

 

Abrimos la puerta del mercado y salimos todos juntos. El frío nos golpea en el rostro. Está helando.

Esperamos un minuto entero junto a la puerta. Nada se mueve. Todo está en silencio.  La plaza está sembrada de los cuerpos retorcidos que abatimos el día anterior. Me acerco al más cercano. De nuevo me recuerda a una especie de escorpión gigante. Tiene cuatro patas rematadas en aguijones, y en la cara parece que tenía varios ojos, pero no puedo estar seguro, porque la mitad de su cabeza ha desaparecido de un tiro. Una pequeña película de hielo lo recubre, y un ejército de gusanos congelados asoma por las heridas.

Noto una presencia y veo que el doctor está a mi lado, observando el cadáver.

-Una lástima… Es una verdadera lástima… -murmura.

-¿Qué le da tanta lástima?

El doctor me mira y veo nostalgia en su mirada. Me sonríe con tristeza.

-Es difícil de explicar. EL sueño de todo científico es poder estudiar criaturas extrañas, cosas extrañas. Lo que me da lástima es que el único objetivo de estas criaturas sea destruirnos, y nosotros a ellas. Ojalá dispusiera de un laboratorio.

-Pero… Si usted es un simple médico, ¿no?

Me mira un rato, y cuando parece que va a decir algo, Roberto nos llama.

-Venga. Tenemos que irnos.

Vuelvo a mirar al mercado. La puerta está entornada. No sabemos si tendremos que volver corriendo, y sería desagradable encontrarse la puerta cerrada.

Nos ponemos en camino. Casi desandamos el camino que hicimos Isma y yo cuando vinimos aquí. Recuerdo que entonces íbamos a mi casa. Me pregunto qué habrá sido de mi familia, de mis amigos, de mis vecinos…

Noto el sabor de bilis en la boca al recordar los monstruos que nos atacaron en la farmacia. Tenemos que pasar página, o corremos el riesgo de volvernos locos.

Hemos decidido dirigirnos a la base militar de Villanubla, a unos 10km de la ciudad. No sabemos lo que encontraremos allí, pero no puede ser peor que lo de la ciudad.

O eso pensábamos entonces…

0 Kudos

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Accepted Solution

View Original
07
/16

Pyros_2

  • Desconectado
95%
07 Nivel
Progreso
Pyros_2
Solución aceptada
12 de Diciembre de 1949 03:38 Casi hemos conseguido salir de la ciudad y de momento no hemos encontrado nada extraño. Bueno, más extraño aún. De pronto Marta, la mujer embarazada, se detiene y señala algo que se encuentra a unos metros delante de nosotros. Parece un cuerpo. Nos acercamos y vemos a un soldado. No sabemos quién es porque solo quedan los huesos roídos y pedazos de ropa. Esta vez no lo puedo evitar y vomito lo poco que comí el día anterior. Rober se acerca y coge la placa identificadora del cadáver. No le conocía. El cuerpo está rodeado de los restos de más de esos lagartos gigantes. Y no han muerto hace mucho. Parece ser que el soldado vendió cara su vida. -Bueno, era de esperar que no fuésemos los únicos supervivientes. Me pregunto si aún quedará alguien… -dice Juan que es el hermano de la mujer embarazada. Continuamos andando en silencio. Tengo las manos congeladas, pero no aparto el dedo del gatillo de mi pistola. Todos vamos armados, pero esperamos no tener que usar las armas, se nos oiría en toda la ciudad. Doblamos una esquina y nos paramos en seco. A unos metros, cerca de una docena de esos humanoides van andando de forma lenta, pero firme, en dirección al norte. No nos han visto. Tienen las ropas desgarradas, y muchos están desnudos de cintura para arriba, pero no podemos distinguir los sexos. Todos son prácticamente iguales. Fue entonces cuando lo noté por primera vez. Hasta ahora habíamos luchado por nuestras vidas, pero ahora veíamos a esos enemigos de espaldas, desprevenidos, y la sangre me hierve de furia. Quiero matarles. Necesito matarles. Levanto la pistola, apunto, y estoy a punto de disparar cuando Rober me pone la mano encima. Le miro y veo que niega con la cabeza en silencio. -No lo hagas –susurra-. Sé muy bien que quieres hacerlo, yo también lo quiero, pero sería nuestro entierro. Se nos echaría un montón de enemigos encima antes de que cayese el último de ellos. Retrocedemos en silencio cuando de pronto un disparo rompe el silencio y nos paraliza en el sitio. No ha sido ninguno de nosotros. Ha sido lejos de aquí, pero los seres se han dado la vuelta y nos han visto. Vemos perfectamente como encojen los brazos y dan varios pasos hacia nosotros. Reaccionamos todos al mismo tiempo. Una ráfaga de disparos me perfora el tímpano, y me doy cuenta de que yo también estoy disparando. El ruido me deja sordo momentáneamente, pero veo perfectamente cómo caen todas las criaturas. Entonces Rober tira de mí y empezamos a correr, aunque Marta no puede seguir nuestro ritmo. Cuando recupero el oído, un escalofrío me recorre, pues de nuevo oigo los gritos de esos lagartos gigantes, y se dirigen hacia aquí. Sin embargo, Marta no puede apenas correr, y no podemos dejarla atrás. Miramos desesperados alrededor y vemos a los primeros enemigos que se acercan a lo lejos. Marta nos alcanza ayudad por Juan y jadeando se apoya en una camioneta. Rober se acerca y le pregunta algo, no puedo oírlo, y ella niega con la cabeza. Entonces Rober grita algo y apunta a los lagartos que se nos echan encima. Me acerco y me fijo en la camioneta donde se apoya Marta. Y entonces me doy cuenta de que tiene la puerta del conductor abierta… y las llaves puestas. -¡Rober! ¡La camioneta! ¡Podemos usarla para huir! Rober me mira un segundo, mira la camioneta sin entender y me vuelve a mirar a mí. Entonces parece entender al fin. -¡Rápido! ¡Subid todos! ¡Marta delante! El resto, cubridnos desde atrás. Rápidamente subimos y Rober consigue arrancar el motor, aunque no parece que está en muy buen estado. Acelera y dando tumbos pone dirección hacia Villanubla. Desde la parte trasera vemos como más y más criaturas se nos acercan, y empezamos a disparar a las que están más cerca. Parece que mi puntería no es tan mala como creía, porque muchas caen tropezando con sus patas, y sus compañeras las pisotean al perseguirnos. Por fin conseguimos dejarlas atrás, aunque la camioneta no aguantará mucho, pues al atropellar a varios de esos bichos empezó a salir humo del motor. Justo cuando salimos de la ciudad y llegamos a la meseta que rodea Valladolid, el motor suelta una enorme nube de humo y se para. Nos bajamos mareados y contemplamos la ciudad a lo lejos. Muchos edificios se han derrumbado y en varios puntos sale humo de ellos. No se mueve nada, todo está muerto. Bueno todo no. Pues distinguimos las figuras de más de esos humanoides que se dirigen hacia el norte. Aún no hemos pronunciado palabra cuando un nuevo ruido nos paraliza de nuevo. Sale del bosque que tenemos a nuestra espalda, y hace que se nos pongan los pelos de punta. De nuevo escuchamos otro, esta vez a nuestra derecha, y al instante le responde el primero. Son aullidos.

Re: El Resistance como nunca lo habiais leido (lectura)

Revisa nuestra Netiqueta antes de publicar
Publicar respuesta Actualizar respuesta Cancelar